Política

“Agarraos los machos que vienen curvas” en la política española – CatalunyaPress


Hay un refrán popular que dice “agarraos los machos que vienen curvas”, que se suele utilizar cuando las cosas vienen mal dadas, o en situaciones difíciles. Esto se le puede decir ahora a la ciudadanía ante la situación que se está viviendo por las negociaciones del PSOE, con su “portavoz” y mediadora Yolanda Díaz y su ayudante Jaume Asens, para convencer a Carles Puigdemont de que los siete diputados de su partido faciliten con su voto la investidura de Pedro Sánchez. Siete diputados que valen su peso en oro viendo lo que piden a cambio: saltarse las leyes, la constitución y todo lo que haga falta. Y eso que dicen que no todo vale en la vida y tan poco debería ser en la política. Es una cuestión de ética y respeto.

 

El presidente del Gobierno en funciones y secretario general del PSOE, Pedro Sánchez @ep

 

El huido que se siente rehabilitado por la emisaria Díaz y su correveidile Asens, cada día aumenta sus peticiones para vender sus siete votos de oro. Ahora quiere también – irá sumando peticiones – un mediador internacional para que esté presente en las negociaciones, y que además siga durante toda la legislatura vigilando de que se cumpla lo pactado. ¿Un mediador no se suele utilizar para procesos de paz? ¿O en algunas dictaduras como la de Venezuela para llegar a acuerdos – caso de Zapatero-? En este caso no se da ninguna de las dos situaciones, aunque Puigdemont venda la dictadura del Gobierno opresor de Sánchez, con el que a la vez está negociando.

 

Aunque los socialistas tratan de disimular, tal y como están transcurriendo los hechos y a tan solo pocos días de la Diada en Catalunya, es casi seguro que todos estén haciendo teatro y cuando llegue el martes, las cosas las explicarán de otra manera: es decir el pacto está hecho. Ahora les tocará vestirlo para que la gente se pueda tragar una concesión que resultará demasiada cara, con el agravante de engañar a los paganinis, que para eso están, los han votado y eso lo traducen en que pueden hacer, sin consultar, los que les venga en gana. Así de clarito, y que la ciudadanía se vaya amarrando los machos porque los tiempos que vienen van a ser de curvas peligrosas.

 

Hay una inmensa mayoría que no entiende cómo el que tiene solo un 1,6% de los votos puede ser el director de orquesta para formar Gobierno. O que el 6 % de los electores estén decidiendo por la totalidad de los españoles. ¿Dónde se ha visto tal situación? En España, porque es diferente, como la propia portavoz del Gobierno de España que declaraba este jueves que hay que afrontar las situaciones y hay que ser valientes. ¿Valientes o chulos como ella?

 

Valiente debería ser el presidente del gobierno Pedro Sánchez, explicando la verdad de lo que realmente se está trabajando detrás del telón, sin luz ni taquígrafo. Ser valiente es anteponer los intereses generales en lugar de los de partido. Ser valientes es explicar que los pactos con Puigdemont y ERC- que se ha subido al carro del huido- no se pueden hacer porque lo que piden no es posible, ni legal y que, por todo ello, hay que convocar nuevas elecciones, no seguir en un camino equivocado. No se puede vender eso de “un gobierno progresista”, porque no lo es contando con socios desleales como Junts que están constantemente acusando a España de ser un Estado opresor, o que la unilateralidad sigue vigente. O que Catalunya son ellos, dejando de lado a la mayoría.

 

Ser valiente es lo que hacen cada día las gentes que aguantan estoicamente que sus dirigentes les cuenten una milonga, y se la tenga que los tratan de idiotas. ¿La política es eso?, Sí, y algo más, por desgracia. Así que sigan amarrándose los machos que vienen curvas.

 



Source link

Pablo Sanchez

Sumergido en el vasto mar de las palabras y esculpiendo historias como un artesano, soy Pablo Sánchez, un Artesano de la Escritura Digital que transforma ideas en relatos cautivadores. Mi formación en la Universidad Pompeu Fabra me brindó el cincel del conocimiento. Como un orfebre de letras, mis escritos se despliegan desde los escenarios de eventos internacionales hasta los entresijos de la política, desde las aulas de educación hasta las luces del entretenimiento y las maravillas del medio ambiente. Cada palabra es una pincelada de autenticidad, tejida con el hilo de la transparencia. Acompáñame en este viaje donde las letras se convierten en notas de un concierto de conocimiento, donde la política comparte escenario con la educación, donde la diversión se entrelaza con la conciencia ambiental y donde cada página es un lienzo en blanco para crear mundos de imaginación.

Related Articles

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Back to top button